Perú ratifica Convenio 190 de la OIT, otro triunfo del sindicalismo latinoamericano

Perú ratifica Convenio 190 de la OIT, otro triunfo del sindicalismo latinoamericano

Perú

El pasado 31 de enero, con 110 votos a favor, el Congreso de la República de Perú ratificó el Convenio 190 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre la Eliminación de la Violencia y el Acoso en el Mundo del Trabajo, representando una victoria del sindicalismo en Latinoamérica. 

El grupo que inicio el proceso empezó el trabajo de incidencia en noviembre del 2020, después de decenas de reuniones con congresistas, foros y trabajo con aliados han dado sus frutos.  Perú se suma a la lista de países en América Latina que también han ratificado el convenio, como Uruguay, Argentina y Ecuador.  Centrales sindicales, federaciones globales y organismos de cooperación se preparan para trabajar con el Estado y empresas la implementación del mismo.

“El convenio, que contiene 20 artículos, protege a los trabajadores de la violencia y acoso en el ámbito laboral del sector público o privado, formal o informal, así como en zonas urbanas o rurales. También determina los lugares y circunstancias donde se producen estos comportamientos y prácticas. 

En el primer artículo, se establece las definiciones de violencia y acoso en el mundo del trabajo, así como la expresión “violencia y acoso por razón de género” como aquellas que van dirigidas contra las personas por razón de su sexo o género e incluye el acoso sexual.  Asimismo, precisa que todo estado miembro que ratifique el Convenio deberá respetar, promover y asegurar el disfrute del derecho de toda persona a un mundo del trabajo libre de violencia y acoso. 

También deberá adoptar, de acuerdo a la legislación, la situación nacional y, en consulta con las organizaciones sociales de trabajo, un enfoque inclusivo, integrado y que tenga en cuenta las consideraciones de género para prevenir y eliminar la violencia y el acoso en el mundo del trabajo. Igualmente, se deberán establecer mecanismos de control de la aplicación y de seguimiento o fortalecer los existentes como prever sanciones. 

El convenio precisa que los miembros de la OIT, en consulta con las organizaciones representativas de empleadores y de trabajadores, tienen la obligación de garantizar políticas nacionales que aborde la violencia y el acoso en el mundo del trabajo, entre ellas, las relativas a la seguridad y salud en el trabajo, la igualdad y la no discriminación, y la migración.”

COLSIBA felicita a las centrales obreras del país hermano de Perú, igualmente invita a los demás países que aun faltan por ratificarla, a que unan esfuerzos para que los países latinoamericanos ratifiquen dicho convenio, que beneficia a las mujeres trabajadoras.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *